Cómo ser un buen (o excelente) gerente: mejores cualidades y ejemplos

¿Quieres saber cómo convertirte en un gerente sobresaliente? ¡Bienvenido al artículo perfecto para ti! Descubre las mejores cualidades y ejemplos que te ayudarán a destacar como un excelente líder en el mundo empresarial. ¡No te lo pierdas!

Cómo ser un buen (o excelente) gerente: mejores cualidades y ejemplos

Piense en su experiencia laboral menos favorita.

Tal vez fue tu primer trabajo en un restaurante de comida rápida. Cuando la fiebre del almuerzo estaba en pleno apogeo, su jefe se quebró bajo la presión. En lugar de buscar soluciones, su gerente lo culpó por la acumulación de pedidos de alimentos.

Por supuesto, no fue tu culpa. Estaba haciendo todo lo posible con las herramientas que tenía, y un buen líder debería haberlo reconocido.

Ser un buen gerente es difícil. Ya sea en un restaurante o en una sala de juntas, los líderes deben darle al personal algo a lo que aspirar, no solo castigarlos cuando las cosas van mal.

¿Qué hace a un buen gerente? No te preocupes, te lo contamos.

¿Qué hace a un buen gerente? 8 rasgos y cualidades clave

Los mejores gerentes establecen objetivos claros, impulsan el compromiso de los empleados y valoran el bienestar de sus subordinados directos. No importa cuál sea su estilo de gestión, aquí hay algunas claves para ser un buen gerente:

1. Alinea a tu equipo con los objetivos de la organización

Mantenga a su equipo informado sobre los objetivos de su organización. Las empresas se adaptan constantemente para adaptarse a las regulaciones o vencer a los competidores en el mercado. Afortunadamente, su equipo seguramente es brillante, rápido y adaptable.

Muestre a los miembros de su equipo cómo su trabajo encaja en el panorama general. Hacerlo tendrá un gran impacto. Después de todo, las personas están en su mejor momento cuando reconocen su importancia para la misión.

2. Muestra empatía

Recuerde que las personas que dirige tienen pensamientos, sentimientos y emociones que importan. Tenga en cuenta su carga de trabajo, comuníquese con ellos regularmente y reconozca que también tienen vidas personales.

La inteligencia emocional contribuye en gran medida a generar confianza con su personal.

Cuando tratas bien a las personas, es más probable que den un paso al frente cuando las necesites. Tu equipo te mantendrá informado sobre los entresijos de su trabajo y estará más dispuesto a colaborar. La magia sucede cuando las personas se sienten seguras y trabajan juntas.

3. Conviértete en un maestro delegador

Si desea saber cómo convertirse en un gerente de proyecto, necesita saber cómo delegar tareas, no completarlas todas usted mismo. Para cumplir con los plazos, necesitará que todos comprendan su función y sus expectativas. Y, sobre todo, confíe en que seguirán adelante. Entonces puedes celebrar cuando lo eliminen del parque.

4. Establece objetivos SMART para tus empleados

Los empleados deben conocer el propósito de su función. Las tareas simples basadas en proyectos pueden parecer sin sentido sin algo más grande en lo que trabajar. Los buenos gerentes saben lo que necesitan de las personas y lo comunican de manera efectiva. Establezca objetivos SMART para cada miembro del personal. INTELIGENTE significa:

  • Específico
  • Mensurable
  • Realizable
  • Realista
  • Oportuno

Este tipo de establecimiento de objetivos ayudará a mantener las cosas claras y enfocadas para sus empleados.

5. Comunicar, comunicar, comunicar

Como cualquier relación, liderar un equipo requiere una buena comunicación constante. Deberá mantener las reuniones enfocadas en la tarea, resolver los conflictos desde su inicio y adaptarse a los estilos de trabajo de las personas. Use la escucha activa para escuchar lo que la gente necesita de usted y comunique lo que necesita de ellos.

Puedes mejorar tus habilidades de comunicación con la ayuda de un entrenador profesional. En mejor arribaobtendrá acceso a herramientas y consejos para ayudarlo a mejorar sus habilidades de liderazgo.

6. Juega con las habilidades de tu equipo

Los mejores líderes conocen las fortalezas y debilidades de cada miembro del equipo. Tener revisiones periódicas de desempeño. Muestre a las personas que dirige lo que hacen bien y dónde pueden mejorar. Planifiquen nuevas habilidades juntos. Y, sobre todo, empodera a tu equipo creyendo en ellos.

7. Prepara a las personas para el éxito

Pregunte a los miembros de su equipo qué necesitan y, si los recursos lo permiten, proporciónelo. Eso podría significar invertir en programas de capacitación o suscribirse a ese software de gestión de proyectos perfecto.

O puede ser tan simple y práctico como actualizar a sillas más cómodas o invertir en una excelente máquina de café para la oficina. A veces no se necesita mucho para construir un gran ambiente de trabajo.

8. Inspirar

Los grandes líderes animan cuando los tiempos son difíciles y celebran primero las victorias del equipo.

Haga que su objetivo sea ayudar a los miembros de su equipo a convertirse en las mejores versiones de sí mismos. Esto no solo aumentará la moral de los empleados, sino que también fomentará la resiliencia y la creatividad.

Los buenos gerentes evitan estos hábitos

Si bien hay muchas cosas que puede hacer para ser excelente, los gerentes también deben tener cuidado con ciertos hábitos. Aquí hay cuatro que debe evitar para ser un gerente y líder eficaz:

1. Microgestión

A menos que ofrezca comentarios constructivos, evite decirle a alguien cómo hacer su trabajo. Los contrataste por una razón, así que déjalos trabajar.

Pasar el cursor sobre el hombro de alguien solo genera estrés, ansiedad y tal vez incluso errores, precisamente lo que intenta evitar.

Cómo ser un buen (o excelente) gerente: mejores cualidades y ejemplos

2. Sobreoferta de soluciones

Como gerente, la gente a menudo cuenta contigo para resolver problemas. Pero a menos que alguien pida ayuda explícitamente, es mejor sentarse.

Confíe en que sus empleados tienen el talento suficiente para resolver las cosas por su cuenta. Esto los hará mejores trabajadores a largo plazo y les mostrará que tienes fe en sus habilidades.

Cómo ser un buen (o excelente) gerente: mejores cualidades y ejemplos

3. Jugando favoritos

A menudo, el trabajo de un líder es disipar las tensiones en la oficina. Si muestra un favoritismo descarado, hará lo contrario.

Esta práctica siembra desconfianza entre tu equipo. También le dice a la gente que el trabajo arduo no importa, solo necesita una “entrada” con el jefe.

4. Liderar con tu ego

Lo entendemos. Conseguir ese puesto directivo es un gran problema. Trabajaste duro para llegar allí.

Pero no dejes que se te suba a la cabeza. Los empleados pueden saber si usted está tratando de verse mejor. Manténgase humilde, sea auténtico y haga un buen trabajo. Su liderazgo hablará por sí mismo.

Cómo ser un buen (o excelente) gerente: mejores cualidades y ejemplos

Cómo contratar a un gran gerente

Encontrar un nuevo gerente para su empresa es difícil. Aquí hay algunas estrategias a considerar:

  • Tenga un conjunto estándar de preguntas que revele sus cualidades de liderazgo. Por ejemplo, “Cuénteme sobre una vez que ayudó a un empleado a mejorar un error”. Al hacerle a cada candidato las mismas preguntas, podrá comparar las respuestas. Esto puede ayudarlo a ver quién es el más adecuado para el puesto y la empresa.
  • Sé quisquilloso. Este es un trabajo importante. Sus estándares deben ser altos.
  • Entrevistar a los candidatos basados ​​en referencias. Si conoce y respeta a alguien, es probable que pueda contar con ellos para recomendar candidatos estelares.
  • Cómo ser un buen (o excelente) gerente: mejores cualidades y ejemplos

    ¿Necesito una mano?

    No sienta que necesita administrar el desarrollo de su carrera por su cuenta. Ser un buen gerente requiere tiempo, paciencia y trabajo duro. Ya sea que esté mejorando su gestión del tiempo o buscando un nuevo puesto de gestión, Los entrenadores de BetterUp pueden guiarlo tener éxito.

    Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded




    Cómo ser un buen (o excelente) gerente: mejores cualidades y ejemplos

    Cómo ser un buen (o excelente) gerente: mejores cualidades y ejemplos

    Introducción

    Como gerente, tu papel es esencial para el éxito de un equipo o una organización. Tener las cualidades adecuadas te permitirá liderar de manera efectiva y lograr resultados positivos. A continuación, responderemos a las preguntas más frecuentes sobre cómo ser un buen o excelente gerente.

    1. ¿Cuáles son las cualidades principales de un buen gerente?

    Las cualidades principales de un buen gerente incluyen:

    1. Comunicación efectiva: La capacidad de transmitir información clara y precisa.
    2. Liderazgo: Ser capaz de guiar a tu equipo y motivarlos para alcanzar los objetivos.
    3. Integridad: Actuar con honestidad y ética en todas las situaciones.
    4. Empatía: Ser capaz de entender y conectar con los miembros de tu equipo.
    5. Toma de decisiones: Ser capaz de tomar decisiones informadas y llevar a cabo acciones.

    Puedes encontrar más información sobre los roles y cualidades del gerente en es.wikipedia.org.

    2. ¿Cuáles son algunos ejemplos de buenos gerentes?

    Aquí hay algunos ejemplos de reconocidos gerentes que han demostrado excelencia en sus roles:

    • Elon Musk: CEO de Tesla y SpaceX, conocido por su visión audaz y habilidades de liderazgo innovadoras.
    • Indra Nooyi: Ex CEO de PepsiCo, reconocida por su liderazgo inspirador y enfoque en la diversidad.
    • Jeff Bezos: Fundador y ex CEO de Amazon, destacado por su enfoque orientado al cliente y su capacidad para tomar decisiones arriesgadas.

    Puedes leer más sobre estos gerentes exitosos en es.wikipedia.org.

    Conclusión

    Si aspiras a ser un buen o excelente gerente, es importante desarrollar las cualidades adecuadas y buscar inspiración en aquellos que han demostrado éxito en esa posición. Recuerda que ser un buen gerente implica aprender y crecer constantemente, así que ¡no dudes en buscar oportunidades de desarrollo y capacitación!


    Deja un comentario